Archivo de la etiqueta: Tuna

Cata de Gin-Tonic “La Papila Crítica”

Primera colaboración con los amigos de “La Papila Crítica”… Carlos y Manuel pensaron en mí para preparar unos pequeños bocados de Sushi que acompañaran la cata de Gin-Tonic que celebraban en el Hotel Goya.

Creo que fue Manuel quién seleccionó los tipos de Sushi que querían ofrecer a los catadores, y quién me dijo el orden en que debían servirse…

Un Maki de Trucha ahumada con pepino, wasabi y eneldo era la primera elección. La sugerencia de La Papila Crítica fue Gin 7D Essentials con twist de lima, tonica fever tree mediterranean.

Seguido de un Gunkan de Carne de cangrejo con gambón con lima a las 7 especias. En este caso la recomendación fue Ginebra Whitley Neil, twist de limón, pimienta de Jamaica y tónica Indy.

Un Hosomaki “Pure Soul” de Mango con mermelada de frambuesa y Menta chocolate fue otra de las elecciones… fue degustado con Gin Willians Chase con manzana Granny Smith y tónica Qtonic.

Otro Gunkan, en éste caso de Ceviche de salmón con hojitas de Cilantro y un tradicional Nigiri de Atún con sésamo negro… fueron las últimas piezas.

La próxima colaboración para el día 25… en éste caso será una cata de Cavas… Seguiremos informando.

Anuncios

Cumpleaños Álvaro

El pasado sábado tuve una comida para 7 personas… Lo más complicado fué encontrar la calle de nombre impronunciable… Se celebraba la fiesta de cumpleaños de Álvaro, el marido de Reyes… como viene siendo habitual en mis últimos trabajos, me recibió su perra, aunque esta vez, sin ladridos ni gruñidos de advertencia…

Ocupé la cocina, extendí todo lo que me hacía falta y comencé a preparar la comida… un poco justo de tiempo, por la tardanza en encontrar la casa…

Comenzamos la comida preparando la ensalada de aguacate con salmón ahumado y zumo de lima que tanto gusta últimamente… Serví también el atún marinado con salsa de soja y sake, con la mesa ya preparada, comenzamos a cocinar…

Álvaro tenía cierto interés en verme cocinar, ya que le gusta bastante la cocina japonesa…

Comencé con las piezas en tempura… 3 gambones por comensal: una pieza solamente en tempura, otra con 7 especias y una tercera con sésamo…

Las primera piezas de sushi fueron lo que llamo “las tradicionales” Hosomaki de atún y Hosomaki de pepino…

Siguieron los Yakitori de pollo con pimientos verdes y ajos tiernos servidos en dos tandas…

Para el peque de la casa, el pequeño Álvaro, hice una pequeña variación y le preparé unas brochetas de pollo, solamente pollo, sin nada más, pero en salsa Teriyaki. Se puso muy contento cuando vio que solamente él comería el pollo de esa manera. Aunque al final lo acabó compartiendo con su hermanita pequeña.

Pasamos a unas piezas de sushi un poco más “experimentales” por así llamarlas. El ya habitual en mis cenas Maki “Ibérico” de queso curado, paté de olivas negras y orégano envuelto en jamón de Teruel, acompañado del Maki “Pure Soul”, una buena combinación de sabores aportada por mi amigo Arturo “Pure Soul” con mango y mermelada de frambuesa, envueltos en Nori.

Mientras seguía cocinando el pequeño Álvaro, se lo pasaba bastante bien probando las diferentes clases de sésamo, las especias, o la fruta que llevaba conmigo para la comida…

La siguiente tanda de sushi, tampoco era lo que podíamos llamar habitual. El Maki “Flameado” de bacalao ahumado, con mermelada de arándanos y cubierta de alioli flameado, junto con el Temari de Carpaccio de Ternera con queso Parmensano y salsa al pesto.

Para finalizar decidieron repetir el Maki “Ibérico” a petición del homenajeado en el cumpleaños y el Maki de atún, que le encanta…

La comida empezaba a tocar a su fin, y les ofrecí unos Kanten de Sake y otros de zumo de mango, ambos con una frambuesa en su interior… De ahí pasaron a la estupenda tarta de chocolate que compartieron conmigo… No estaba atento al reloj, pero creo que cuando terminamos eran cerca de las 17.00 horas…

Muy buen ambiente durante toda la comida, nuevos amigos, y la satisfacción de haber podido ofrecerles mis platos en un entorno estupendo… Gracias chicos por recibirme tan bien, por apreciar mi cocina y disfrutar con ella.